jueves, mayo 30

Airbnb prohíbe las cámaras de seguridad en el interior de las casas | Tecnología

Airbnb prohibirá todas las cámaras en interiores para los apartamentos que se anuncien en su plataforma de alquiler vacacional. Al anunciarlo, la compañía dice que aspira así a “simplificar sus políticas en cámaras de seguridad y seguir priorizando la privacidad de nuestra comunidad”. La medida será efectiva a partir del 30 de abril y en todo el mundo. Hasta ahora, Airbnb permitía en interiores cámaras en estancias comunes como pasillos y salas de estar, siempre que los propietarios las anunciaran abiertamente en sus páginas y fueran bien visibles. A partir de ahora ya no.

La plataforma seguirá permitiendo cámaras en la puerta de entrada, junto a los interfonos, y monitores de control de decibelios. Los propietarios deberán también revelar la presencia de esas cámaras exteriores y monitores de ruidos en sus anuncios, antes de cualquier reserva. Los controles de decibelios, especifica la empresa, no deben poder grabar ningún tipo de conversación, ni transmitir sonidos, ni pueden ser colocados en espacios más privados.

En una nota, Airbnb especifica que los hoteles en su plataforma “tienen permiso para tener cámaras que vigilen espacios comunes como recepciones, pasillos y restaurantes”. La compañía mantiene cierta ambigüedad con las cámaras en las propiedades que tienen espacios exteriores: “Los anfitriones tendrán que revelar la presencia y ubicación general de cualquier cámara exterior antes de la reserva. Estas cámaras no podrán controlar espacios interiores y no estarán permitidas en ciertas áreas exteriores donde hay una mayor expectativa de privacidad, como una ducha exterior cerrada o sauna”.

La mayoría de sus anuncios, dice Airbnb, ya no tenía cámaras en interior, con lo que no prevé que haya muchas propiedades afectadas. El anuncio llega después de que varios vídeos virales revelaran la presencia de cámaras en casas o apartamentos alquilados en Airbnb. La práctica se había extendido tanto que se habían popularizado métodos para escanear las estancias y detectar cámaras. Si a partir del 30 de abril un huésped encuentra una cámara en un interior, Airbnb investigará y podrá ser retirado el anuncio o incluso se eliminará la cuenta del propietario.

Puedes seguir a EL PAÍS Tecnología en Facebook y X o apuntarte aquí para recibir nuestra newsletter semanal.